Cátedra de Filosofía del Derecho

Tuesday, October 10, 2006

NOCION DE FAMILIA



Fredy Benitez Carrero
Filosofía del Derecho
Facultad de Cencias Jurídicas y Sociales
Universidad de Concepión


Introducción

Este en trabajo analizaremos cuales son las nociones de familia que pueden servirnos de utilidad para poder entender de mejor manera esta institución en nuestro derecho, en particular en el derecho civil y constitucional, es decir, buscar cual es la noción de familia en el Código Civil y en la Constitución, tomando también en consideración el desarrollo de la sociedad para un mejor análisis del tema

La expresión “familia” si bien es de vital importancia en nuestro ordenamiento jurídico no se encuentra definida en este. La Constitución y el Código Civil contienen la expresión familia en materias fundamentales de organización de nuestra sociedad. Así de acuerdo a la Constitución la familia el núcleo fundamental de la sociedad y el Código Civil se refiere a ella prácticamente en la mayoría de las normas contenidas en libro primero.

Familia, desde un punto de vista de la lógica y el método, hace referencia a un conjunto de conceptos que, vinculados estrecha y directamente entre ellos y con una gran unidad, a través de diferentes relaciones que no se agotan en uno único principio. Así Nicola Abbagnamo en su diccionario de filosofía nos dice: “una familia de conceptos es un conjunto de conceptos entre los cuales existen diferentes relaciones no reductibles, sin embargo, a un concepto único o principio”

Puede haber familia de números, animales, bienes, personas, etc. Siempre que haya este vínculo que permita formar un conjunto de tales elementos.

La expresión familia en su etimología es desconocida, así Alejandro Guzmán Brito nos dice que ”podría estar en famulus, que significa lo que siervo o esclavo, si se supone que en una época muy arcaica con tal nombre se designa no sólo a los que son propiamente esclavos sino a todas las personas dependientes de un padre de familia”. Por tanto analizando lo que la familia fue en su origen en Roma hacía referencia a cosas que estaban bajo la potestad de un pater familia, esto es a nuestro parecer la familia en sus elementos básicos conjunto de conceptos que, vinculados estrecha y directamente entre ellos y con una gran unidad, a través de diferentes relaciones que no se agotan en uno único principio, donde los vínculos de estos elementos, cosas, esclavos y posteriormente hombres libres, son el patrimonio y el poder. Noción ya confirmada por Aristóteles, la familia., que cuida de las necesidades de la vida cotidiana, ( Gran Enciclopedia Rialp: Humanidades y Ciencia. Última actualización 1991 La Familia, Institución de Derecho Natural) comprende también a los esclavos. Siguiendo este orden de ideas siempre se ha considerado al servicio doméstico como miembros de la familia, esto siguiendo el cristianismo que exige el reconocimiento de la plena dignidad de la persona en todos los hombres y, por consiguiente, también en los componentes del servicio doméstico. En consecuencia, el cristianismo funda también la familia mucho más en los vínculos morales internos, mientras que la familia anterior al cristianismo estaba más bien en los derechos de dominación del padre con validez legal externa. Siendo los elementos de la familia integrados por relaciones patrimoniales y de poder en sus orígenes en el derecho romano.

La familia evolucionó ya no agrupando cosas sino personas vinculadas ya no solo por el poder y el patrimonio sino también por la unión entre hombre y mujer, esto es, el matrimonio o cualquiera otra unión de hecho, además del parentesco, pues el poder del padre ya no es absoluto solo sobre las cosas, sino también sobre su mujer e hijos. Siguiendo este orden de ideas con respecto al derecho de uso y habitación en el articulo 815 del código civil se señala que “la familia comprende al cónyuge y los hijos; tanto los que existen al momento de la constitución, como los que sobrevienen después, y esto aún cuando el usuario o el habitador no este casado, ni haya reconocido hijo alguno a la fecha de la constitución “ en el siguiente inciso agrega “comprende asimismo el número de sirvientes necesarios para la familia”, “comprende además a las personas que vivían con el habitador o usuario y a costa de estos; y las personas ha quienes estos deben alimentos”

La Familia por tanto nace como una pequeña organización de personas estructurada en una jerarquía, donde las personas encuentran su alimentación, desarrollo, educación, y las demás necesidades que el hombre busca satisfacer como ser sociable y en contraprestación tiene deberes frente a los miembros de esta. Dentro de estos deberes podemos encontrar una serie de normas que el debe cumplir, dadas por ejemplo por las buenas costumbres, la moral e incluso el derecho.

Para las personas, la familia constituye el primer eslabón de organización social para finalizar en la más compleja de todas que es el Estado por tanto vendría siendo un ente intermedio entre el individuo y el Estado. Esto es muy importante para el hombre libre pues su primer control lo encontrará en la familia, se enfrentará a las primeras consecuencias que producen sus actos.

En otro aspecto podemos señalar que el ser humano es por esencia sociable se relaciona con los demás hombres con quién convive con los cuales se produce relaciones de reciprocidad y este para cumplir este rol social forma grupo y asociaciones siendo la fundamental la familia, en la misma idea podemos agregar que “que el hombre esta naturalmente inclinado a unirse con individuos de su misma especie, pero distintos en genero, para procrear, criar y educar a la descendencia que tal ayuntamiento genere. Esta sociedad, a cuyo fin principal hemos hecho referencia, se denomina técnicamente como sociedad domestica” esto expuesto por Raúl Madrid, que expone que la familia forma parte de la naturaleza del hombre. Misma idea sigue Eduardo Soto Kloss que nos señala que la familia es “el fruto de la dedición libre y soberana de un hombre y de una mujer unidos en matrimonio y cuya unión engendra hijos, una comunidad anterior al Estado y cuyo conjunto lo configura a este y en consecuencia a el Estado sólo cabe reconocerla, protegerla y fortalecerla, desde que la familia es su núcleo material que lo sustenta y vivifica y una última conclusión, que debe deducirse del cúmulo de antecedentes de la Constitución, es que hay un poder en la familia, y poder jurídico que se impone al Estado, quien carece de atribuciones para vulnerar los derechos que ella posee como comunidad básica o núcleo fundamental de la sociedad”. La idea central es correcta, en cuanto la familia proviene de la naturaleza humana, pero no encuentra su vínculo en el solo matrimonio, sino que en otros vínculos igualmente importantes que mencionaremos más adelante. Más correcto en este sentido pareciera ser E. Fuchslocher, en su obra Derecho de Menores, tomo II p. 18. que nos dice: históricamente considerada, aún en sus más variadas formas y conceptos, la familia la encontramos constituida desde los tiempos más primitivos, puesto que el hombre, siendo un ser eminentemente sociable, no cabe considerarlo en un aislamiento, desmentido por la observación atenta de los hechos, en el que no podría realizar algunos de los fines humanos sin ella, donde quiera y como quiera que se le estudie ofrecese al observador formando parte con uno u otro carácter ya miembro principal, ya como factor secundario y subordinado, de esa comunidad natural y afectiva que todas las edades conocieron y todas las civilizaciones han respetado y enaltecido, porque en ella descansa y se asegura la perpetuación de la especie.

Sintetizando la familia como señala Rodrigo Quijada “es una unidad social básica y en la evolución de las comunidades humanas tiene funciones variadas que la vinculan al poder político y económico, como la reproducción, cuidado, mantenimiento y socialización de la prole” y nosotros podríamos agregar los demás dependientes de la familia.

Lo antes señalado nos permite comprender porque el constituyente en el artículo primero de la Constitución Política de la Republica inmediatamente después de señalar que las personas nacen libres e iguales en dignidad y derechos nos dice “la familia es el núcleo fundamental de la sociedad” y enseguida habla del Estado y es más en su inciso final agrega que es deber del Estado resguardar la familia y propender al fortalecimiento de esta, es decir el rol de la familia en nuestro ordenamiento jurídico positivo es fundamental en el desarrollo del hombre en el uso de sus derechos fundamentales


La familia evolucionó desde este concepto inicial hasta reducir al máximo sus miembros quedando excluidos dependientes, y demás miembros, que aunque vinculados a la familia por lazos de poder y afectivos, ya en la actualidad no se consideran miembros del grupo familiar como dice Rodrigo Quijada “en la mayoría de las sociedades actuales por razones de acumulación económica y control político predomina la familia monogámica” la misma idea reitera Gonzalo Figueroa “es así como en la sociedad contemporánea han desaparecido los grandes familiones decimonónicos, que reunían a muchos hijos, nietos , sobrinos y allegados en la gran casa familiar, bajo la dirección de un padre poderoso y autoritario, donde la mujer jugaba un rol domestico subordinado”.

Estamos entonces acercándonos a cual es esta familia, núcleo fundamental de la sociedad, donde podríamos asegurar que se trata hoy en día de familia donde el principal vínculo es la unión entre hombre y mujer, matrimonio o unión de hecho, y el parentesco, pero lo señalado no es suficiente para determinar de que esta compuesta esta, como sabemos los parentescos que pueden existir entre determinadas personas pueden ser variados así nos podemos preguntar el tío, el sobrino, el padre, el abuelo, la suegra , la madre y la cónyuge son todos la familia o sólo constituyen familia ambos cónyuges y su prole en un intento de restringir aún más los integrantes del grupo familiar, pero incluso nos cabe hacer la siguiente pregunta, sólo los hijos de ambos cónyuges o también integran la familia los hijos que por separado puedan eventualmente tener cada uno, las dudas a este respecto surgen cuando nos preguntamos, que tipo de vínculo consideró el constituyente, cuando este se refirió a la familia , por que para nosotros toda las situaciones antes señaladas pueden sin ningún problema configurar una familia, pero debemos considerar cual es la intención del constituyente a este respecto. En este orden de ideas podemos agregar lo que señala Consuelo Gazmuri “entre las definiciones técnicas más utilizadas de familia, se encuentra aquella que la considera como un grupo social formado por los miembros del hogar, emparentados entre sí por sangre, adopción o matrimonio incluyéndose las uniones consensúales cuando son estables”. Todo esto siguiendo nosotros una postura amplia de familia y no restringiéndolo solo a la unión matrimonial, sino también incluyendo las uniones de hecho que son los concubinatos, esto es, la comunicación o trato de un hombre con su concubina y esta es, mujer que vive y cohabita con un hombre, como si éste fuera su marido.

Por tanto la Constitución cuando nos señala en el artículo primero inciso segundo “la familia es el núcleo fundamental de la sociedad” no restringe en ningún momento el concepto de familia solo a la familia constituida por el vinculo matrimonial, esto en base al artículo cinco inciso segundo de la constitución que “reconoce como limitación de la soberanía nacional el respeto a los derechos esenciales que emanan de la naturaleza humana y declara como deber de los órganos del Estado respetar y promover tales derechos, garantizados por la misma constitución , así como los Tratados Internacionales ratificados por Chile. Para el artículo 17 número 2 de la declaración americana de los derechos del hombre de 1959 Chile esta sometido, es familia no solo la pareja unida en matrimonio sino también la que poseyendo estabilidad no lo está” así lo señala Gazmuri. Esta misma idea la sigue Carlos Peña González que nos dice “en la sesión 191 que celebró la comisión de estudios para una nueva constitución –y en la que se discutió la redacción y el alcance del precepto que vengo comentando- se estableció que la fuente de la norma era la Declaración Universal de los Derechos Humanos que la incluye en el artículo 16, número 3 “la familia es el elemento natural y fundamental de la sociedad y tiene derecho a la protección de la sociedad y del Estado” precepto ese que, por cierto debe entenderse en consonancia de los artículos 2 y 7 de la misma declaración que proscriben toda forma de discriminación incluida aquella que se efectúa en razón del nacimiento”

Sin embargo existen autores que opinan lo contrario, para los cuales el concepto de familia esta ligado con el matrimonio, opinión que fuera de los argumentos jurídicos podemos señalar que es anticuada para los tiempos que corren donde el vinculo matrimonial va perdiendo fuerza, donde otros vínculos van cobrando mayor importancia y el matrimonio pierde fuerza principalmente por que no es el vinculo indisoluble de antaño. Dentro de estos autores encontramos a Eduardo Soto Kloss quién concluye respecto a este tema que “la familia es una comunidad de padres e hijos fundada en el matrimonio; es decir, comunidad de padre y madre/hombre y mujer e hijos, basada en el matrimonio”. “Es más no seguir esta concepción implica llegar a un completo vaciamiento del concepto de familia” como nos dice Hernán Corral quien agrega “si familia puede ser cualquier agrupación o entidad humana, desde un matrimonio a una unión temporal de un grupo de hippies o una secta religiosa cuyos miembros practican un intercambio sexual despersonalizado, dependiendo su calificación como familiar únicamente de un pretendido mayor o menor reconocimiento social, entonces la familia es en sí y por sí, no es nada. Habrá supuestas familias en plural, pero ello será una vez que se haya sacrificado a la autentica y única familia; la cual no puede hundir fecundamente sus raíces más que en el compromiso y en la donación esponsal “.

El Código Civil no contiene ninguna definición de familia, sin embargo debemos encontrar un concepto o definición aplicable a dicho cuerpo legal, si bien podríamos dar los argumentos antes señalados para entender la familia en la Constitución, no es lo más adecuado pese a que no hay ninguna limitación para no hacerlo pues la Constitución es la norma jurídica superior en el ordenamiento jurídico por lo tanto todo otro cuerpo legal debe orientarse conforme a ella, pero no tenemos que olvidar que el Código Civil es del año 1855 y la Constitución es de 1980, por lo tanto la situación de la familia en el código civil debiera plantearse de forma diferente por el contexto histórico social diferente en que cada cual comienza a regir, pero si esperamos encontrar una diferencia entre aquella época y la nuestra representada por ambos cuerpos legales podemos encontrarnos con una concordancia sustancial y para ello iniciaremos el siguiente análisis siguiendo al profesor Gonzalo Figueroa Yánez en su obra “Persona, Pareja y Familia”. Nos señala a este respecto que antropológicamente se distinguen diversa formas de familia, para ello sigue los estudios de Valentín Letelier, para quien en un inicio existieron pueblos en que las mujeres pertenecían en común a todos los hombres y viceversa, configurando todos una tribu siendo un sistema familiar de cohabitación común. Luego hubo pueblos que aceptaron la poliandria, esto es, que aceptaron que las mujeres tuvieran varios maridos y hubo otros que practicaron la poligamia que es lo contrario, sistema según Letelier coetáneo con el establecimiento de la vida sedentaria y con la acumulación de bienes en manos de algunos hombres, por lo cual determinar la paternidad es de vital importancia por razones hereditarias porque la riqueza de los hombres se calcula por el número de mujeres que tenga. Luego e incluso en forma paralela aparece el régimen de monogamia que consiste en que cada hombre tiene solo una mujer y cada mujer solo un hombre. La monogamia frente a la poligamia es un régimen más igualitario en consideración al número relativamente parejos de hombres y mujeres en una comunidad social. Señala Figueroa que el termino familia adquiere connotación diversa según el tipo de sociedad de que se trate y de las relaciones de poder existentes en su seno. Y señala incluso que hay verdaderos vínculos de dominación entre los dos sexos. Enseguida Figueroa busca la etimología de la palabra familia llegando a las mismas conclusiones que nosotros habíamos señalado siguiendo al profesor Alejandro Guzmán Brito, pero agregando el término familia pecuniaque, esto es, familia y ganados, para indicar la riqueza que tenía un hombre. Enseguida Figueroa deja de lado estas consideraciones antropológicas y va de llego a la familia monógama que se estableció en el mundo occidental algún tiempo antes del avenimiento de nuestra era. Acto seguido nos da el argumento central de cual fue el sentido de familia tomado por nuestro código civil, cuando expresa “este es precisamente el concepto que recogieron los códigos civiles promulgados durante el siglo XIX. La familia a que estos códigos se refieren es la que corresponde a una sociedad predominantemente agrícola como la que existía en Chile a mediados de ese siglo”. Familia que en aquel entonces podemos nosotros señalar basada en una sociedad donde tenía vital importancia la propiedad de la tierra, donde cada familia constituía un núcleo económico y social encargado de explotar sus propiedades a la cabeza de la cual encontramos al padre de familia, donde su rol primordial era dirigir el funcionamiento de la familia. Es con esta realidad que se encontró Andrés Bello al redactar al código civil y podemos agregar por ejemplo en materia de la culpa se refiere a administrar un negocio como buen padre de familia que reitera el rol que desempeñaba el padre de familia en aquella época.

Gonzalo Figueroa agrega que esa familia era patriarcal, vale decir el padre constituía el personaje principal del grupo, debía protección a la mujer y a los hijos y era el administrador de la fortuna familiar, incluso podía obligar a su mujer a vivir con el y a seguirlo a donde quiera que trasladare su residencia, antigua redacción del artículo 133 del Código Civil, este autor señala a modo de ejemplo lo señalado por otro autor quien decía “el destino de la mujer durante la vigencia del primitivo código civil era pasar del yugo del padre al yugo del marido”.

Entonces tenemos una familia dirigida por un padre de familia encargado de los negocios familiares y de la protección y alimentación de todos sus integrantes donde el vínculo principal pero no el único era el matrimonio católico cuya característica era la indisolubilidad.

Sabemos que este modelo de familia que gira entorno al padre, aunque sigue teniendo fuerza ya no es el único pues podemos encontrar en nuestra sociedad familias en que el pilar fundamental es la igualdad en la pareja ya sea matrimonial o no. Este cambio fue producto, a juicio de Gonzalo Figueroa, de la revolución industrial que concentro las familias en las grandes ciudades, ello sumado a que la mujer comenzó a percibir remuneraciones. Entonces ahora ya no podemos hablar de una concepción de la familia en torno a una sola persona que era el pater.

Luego de haber explicado la realidad reinante en aquella época, y como hemos señalado que nuestro código no da un concepto de que debemos entender por familia pero si hace referencia expresa a ella en el articulo 815 y siguiendo a Figueroa que nos señala “la familia comprende la mujer y los hijos legítimos y naturales; tanto los que existen al momento de la constitución (del derecho de uso y habitación), como los que sobrevienen después, y esto aun cuando el usuario o habitador no este casado, ni haya reconocido hijo alguno a la fecha de la constitución. Si la familia incluye también los hijos naturales que sobrevienen después, resulta que tal circunstancia no es jurídicamente posible si los padres están casados, por lo que no cabe duda que la disposición se refiere necesariamente a los hijos naturales de padres convivientes. Agréguese que el artículo citado admite luego explícitamente la posibilidad de que el usuario o habitador no esté casado”.

Si bien esta definición no alcanza para ser una de las definiciones del artículo 20 del Código Civil por lo tanto no es de aplicación general y solo debe ser interpretada dentro del uso y habitación.

La trascendencia del artículo 815 no radica en contener una definición sino que nos brinda cual es el sentido natural y obvio de la palabra familia para los efectos del código civil y para los efectos de nuestro trabajo nos muestra que si bien el código estaba inmerso en la realidad señalada no implicó esta situación que excluyera de la noción de familia lo que hoy llamamos unión de hecho o también llamada familia ilegitima.

Respecto del parentesco que es el otro vínculo importante que nos permite agrupar determinadas personas dentro del grupo familiar el código civil en su redacción original distingue entre hijos legítimos, hijos naturales, hijos simplemente ilegítimos, diferenciación que atentaba contra una concepción de familia que el código había logrado en forma amplia puesto que en una familia conformada por dos personas unidas de hecho sus hijos serían siempre naturales cuestión desigualitaria en contra de la familia de hecho pues sus hijos son ilegítimos, esto es, no conforme a las leyes, existe aquí una contradicción en el propio código quien aceptando este tipo de familias no puede sostenerse que los hijos que nazcan fuera del matrimonio no sean conforme a las leyes. El código civil si bien entiende la familia en sus dos acepciones tanto familia legitima como ilegitima presenta una falencia en su versión original, que hacia de extrema necesidad una reforma de esta situación para que la normativa de la familia este en perfecta concordancia. El objetivo se logro con la derogación de los artículos 29, 30, 32, 33, 28 y 31, por lo tanto el parentesco hoy con la reforma de la ley 19.585, es sólo por afinidad y consanguinidad misma ley que terminó con la distinción entre los hijos. Con esta ley se termino con la antigua distinción, por lo tanto ambas familias se colocan en un plano de igualdad en nuestra normativa civil.

La jurisprudencia nos dice en un fallo de la Corte de Apelaciones nos dice “en la actualidad no puede decirse que exista un concepto claro y delimitado de lo que debe entenderse por familia lamentablemente- el estudio etimológico- no nos brinda una mayor ayuda….” Enseguida agrega que “nuestro código civil en las sesenta veces que usa esta voz, tampoco lo define, pero se encarga de dar lo que podría tomarse como un documento amplísimo de familia., al referirse a los derechos de uso y habitación quedando incluidos en esta, los cónyuges, los hijos, los sirvientes necesarios, los allegados y los alimentarios” en el mismo fallo se dan conceptos de familia inspiradas en que el principal vinculo es el matrimonio , pero tampoco olvidan que existe una familia fundada no solo en el matrimonio sino también en uniones de hecho. Incluso el fallo va más allá y considera otras uniones fácticas como la madre soltera y sus hijos.

Conclusión

El análisis de la familia nos llevo por distintos períodos de desarrollo y evolución de la misma, en los cuales se le consideró de distintas formas pasando por una agrupación de personas y cosas vinculados solo por el afán de procreación y poder patrimonial, hasta desarrollarse solo integrada por personas vinculadas por el parentesco, el patrimonio y la unión entre un hombre y una mujer como base de esta organización. Posteriormente la discusión se fue centrando en torno a eliminar algunos integrantes de la misma, es por ello que el vinculo patrimonio se eliminó, englobando dentro del mismo personas que la vinculaban con la familia solo la dependencia patrimonial, pues este vinculo se fue reemplazando por simples contratos de trabajo.

La discusión principal se centró sobre si la familia comprendía solo la formada en base al matrimonio o también se aceptaban otras uniones fuera del matrimonio. Contrario a lo que pareciera pensarse nosotros somos partidarios de que siempre se tomo como centro ambas uniones pese que en momentos de la historia se propugna fortalecer el vinculo matrimonial en desmedro de los demás. Pero hoy en día reconociendo la libertad como principio fundamental no podemos negar la familia en ambos sentidos pues esta forma parte de la esencia de la persona humana.


BIBLIOGRAFIA.

Rodrigo Quijada, Diccionario Jurídico. Editorial Jurídica de Chile,. año 1994.

Alejandro Guzmán Brito, Derecho Privado Romano, Tomo I, P. 288-289. Editorial Jurídica de Chile. año 1996.

Carlos Peña, ¿hay razones constitucionales fuertes en favor de un estatuto filiativo igualitario? Instituciones modernas del Derecho Civil. p.148. Editorial Jurídica Conosur limitada.

Consuelo Gazmuri. “Uniones de hecho: algunos antecedentes y problemáticas de la regulación jurídica de sus efectos”. P. 110. Instituciones modernas del derecho civil. Editorial jurídica Conosur limitada.

Nicola Abbagnamo. Diccionario de filosofía

Gaceta jurídica número 249. p. 92.

Hernán Corral, “Familia sin matrimonio. ¿modelo alternativo o contradicción excluyente?”. Revista chilena de derecho, vol.21 número 2, p.266.

Eduardo Soto Kloss, “La familia en la constitución política”. Revista chilena de derecho, vol. 21 número2. p.224.

Gonzalo Figueroa, “Persona, pareja y familia” Editorial Jurídica de Chile”. pp.65-71.

Claudia Schmidt. ”Instituciones de derecho de familia”. pp. 3-4.